Otras pruebas

DILATACIONES

Mediante el uso de balones o diltatadores tipo bujías, y muchas veces con ayuda de radiología, tratamos estrecheces del tubo digestivo, que pueden ser pépticas, inflamatorias o neoplásicas, para restablecer el paso o tránsito digestivo. A veces es un paso necesario a la colocación de prótesis y normalmente se hacen con el paciente ingresado unas horas.

PRÓTESIS

Se trata de colocar stent metálicos sobre estenosis que no se pueden tratar de otra manera. Sirven, por ejemplo, para poder deglutir la comida en estenosis malignas de esófago; o para restablecer el tránsito por el colon o por otro segmento del tubo digestivo, o restablecer el flujo biliar en casos de obstrucciones de la vía biliar que provocan ictericia. Necesitan ingreso.

BANDAS

Se trata de colocar anillas elásticas que comprimen estructuras vasculares haciéndolas desaparecer o disminuir de tamaño. Se usan, sobre todo, en varices esofágicas, hemorroides internas o lesiones vasculares del tubo digestivo que provocan sangrado.

TRATAMIENTO DE LA HEMORRAGIA DIGESTIVA

Nuestra Unidad dispone de equipos endoscópicos y humanos, y material para diagnosticar las causas del sangrado digestivo, consiguiendo su tratamiento en un altísimo porcentaje de los casos. Suele usarse la inyección de sustancias esclerosantes o vasoconstrictoras, la aplicación de gas Argón, o la colocación de clips hemostáticos.

CÁPSULA ENDOSCÓPICA

Está técnica se hace ambulante y no precisa sedación. El paciente traga una cápsula que va recogiendo las imágenes del tubo digestivo. Cuando la expulsa la trae a nuestras dependencias donde se descargan y se estudian las imágenes obtenidas. Se indica para explorar el intestino delgado, sobre todo, ya que con la endoscopia convencional hay tramos que no se logran explorar. Fundamentalmente para el estudio de pérdidas digestivas no aclaradas tras gastroscopia y colonoscopia.

POLIPECTOMÍA/RME

Consiste en la extirpación de pólipos que son potencialmente malignos mediante el uso de asas que permiten cortar y coagular. En ocasiones empleamos técnicas especiales para elevar las lesiones, separándonos del resto de la pared para minimizar los riesgos y siendo capaces de resecar lesiones grandes y potencialmente graves.

CPRE (Colangio Pancreatografía Retrógrada Endoscópica)

Con esta técnica conseguimos el estudio de la vía biliar y pancreática y el tratamiento de muchas de sus patologías: extracción de cálculos, colocación de prótesis, dilataciones de estenosis, etc. Se realiza con el paciente ingresado, en quirófano con la ayuda de aparatos de radiología.

¿Necesitas contactarnos?